El Gran Buda

CIUDAD: Kamakura

HORARIO:  8:00 – 17:30

Precio: 300Y

 – – ENLACE A WEB – –

El Gran Buda de Kamakura se encuentra dentro del recinto del templo Kōtoku-in y es una de las estatuas más famosas de Japón . Es una figura de bronce que mide más de 13 metros de altura (y aún así no es la más alta de Japón) y que representa a Buda en posición de meditación. Esta estatua junto con el templo Hasedera podrían ser los dos únicos POIs a visitar si queréis dedicarle más tiempo a Yokohama.

Del templo en realidad hay poco que ver, básicamente por que ya no está… Y es que al principio, nuestro pequeño Buda, se encontraba cobijado por un templo, pero entre los siglos XIV y XV fue destruido varias veces por tifones, y un tsunami terminó de arrasarlo dejando al Buda intacto, así que captaron la indirecta y dejaron la estatua al aire libre. La estatua actual data de 1252, aunque no es del todo seguro que sea el mismo que vemos hoy dia, pero antes la precedió una de madera de tamaño similar. Hay que contar que se puede entrar dentro del Buda, ya que está hueco, por sólo 20 yenes. Es curioso cuando te paseas alrededor de la estatua y ves en su espalda un par de ventanitas.

Una curiosidad es que en algún momento había un lotus de bronce de 32 pétalos de los que sólo quedan 4 y ni siquiera están puestos en su sitio. Del templo sólo queda una especie de pasillo que rodea a la estatua en la que podemos comprar algunos souvenirs y también ver las enormes sandalias de esparto que calza ese Buda. Delante de él podréis ver algunas ofrendas que dejan los fieles sobre todo fruta.

Entrar al templo cuesta unos 200 yenes y es muy fácil de llegar si venis desde Hasedera, tan solo tenéis que girar a la izquierda nada más salir del callejón del Hasedera y seguir en línea recta hasta que os encontréis un pequeño parquecillo donde al fondo se vislumbra el culo de la estatua.

Por Rafa Orozco

Profesor de vocación, católico de convicción, gamer por afición y japanófilo de corazón. Japón y los videojuegos ocupan el poco tiempo libre que mi familia y mis alumnos me dejan.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *